La Organización Mundial de la Salud (OMS) dice que podrían reportarse de tres a cuatro millones de casos de zika en América. Hay “una circulación silenciosa” debido a que la mayoría de la gente con el virus no presenta síntomas de enfermedad.

Existe la sospecha de que el zika puede ser responsable del nacimiento de bebés con microcefalia y tenga un vínculo con el síndrome de Guillain-Barre, que puede causar parálisis. De acuerdo a la OMS se “propaga de forma explosiva”.

“Estos posibles vínculos, descubiertos solo recientemente, han cambiado rápidamente el perfil de riesgo del zika, de una amenaza leve a una de proporciones alarmantes”

Hasta ahora no hay un tratamiento específico, o vacuna, contra el zika. Está vinculado al dengue, científicos han tratado de desarrollar una vacuna contra el virus desde hace tiempo. Sanofi Pasteur desarrolló la primera inyección de este tipo y obtuvo la licencia en Brasil el año pasado.

Comentarios