La Encuesta Infantil y Juvenil 2015 revela el innegable impacto que ha tenido la violencia en los niños mexicanos. Un niño de 5 años, originario de Michoacán -uno de los lugares que más ha sufrido las consecuencias de ‘la guerra contra el narco’-, dibujó a un hombre con un cuchillo en una mano y una cabeza goteando sangre en la otra cuando le pidieron hacer una descripción del lugar donde vive.

encuesta

Las escenas de violencia se han vuelto parte de la vida común en muchos Estados del país, y los niños no son inmunes a su impacto. Frases como “no quiero violencia” y “quiero una ciudad limpia y sin malos” fueron reproducidas por los menores que viven en lugares como Sonora. Un niño veracruzano dibujó la escena de un tiroteo, un hombre disparando a otro que se está desangrando.

Los niños también mostraron su capacidad para analizar el entorno político y exigir sus derechos, un participante de Quintana Roo escribió “quiero que el diputado cumpla” y otro del mismo lugar “escuela mejor equipada y con juegos y mayor seguridad en las calles con señalamientos de vialidad”.

La encuesta también reveló que quienes no asisten a la escuela reciben más invitaciones a formar parte de grupos delictivos y son víctimas de distintos tipos de violencia con más frecuencia.

Comentarios